Teléfono: +34 871 95 10 67 - Dirección: Foners, número 7, Piso 3, Puerta 303 - 07006 Palma de Mallorca info@proquoabogados.com
Select Page

Delito de Lesiones: [Concepto, Tipos, Penas y Ejemplos]

Inicio » Delito » Lesiones

 

Puntos importantes sobre el delito de lesiones
  • Los delitos de lesiones se refieren a todos aquellos acontecimientos que conlleven a un daño para una persona. Estos daños pueden ser físicos o materiales, pero también morales y psicológicos.
  • Se trata de un hecho delictivo penado por la Ley, que puede producirse por culpa o por dolo.
  • Este tipo de delitos, conlleva penalizaciones que pueden ir desde multas hasta la cárcel, dependiendo de las consecuencias que tengan.
  • El delito de lesiones es jurisdicción del derecho penal, que es la rama encargada de imponer las penas y sanciones correspondientes.
  • Hay indicios de que ocurrió un delito de lesiones cuando una persona A se siente afectada por el comportamiento de una persona B.
  • Los sujetos activos en los delitos de lesiones son aquellas personas que producen el daño sobre un afectado.
  • Los sujetos pasivos son aquellos que han sufrido las lesiones en un hecho punible.
  • Los tipos de pena varían, desde el pago de multas hasta la privación de la libertad, de acuerdo con la gravedad de las lesiones causadas.
  • Los delitos por lesiones pueden conllevar a: multas económicas y prisión.
  • Los tipos de delitos por lesiones son: lesiones por agravamiento, lesiones contra la integridad corporal, lesiones por imprudencia.

 

¿Qué son los delitos de lesiones?

Los delitos de lesiones consisten en cualquier daño o perjuicio que se pueda llegar a causar a un individuo a través de cualquier medio.

Este tipo de delitos, conlleva penalizaciones que pueden ir desde multas hasta la cárcel, dependiendo de las consecuencias que tengan.

 Se prevé que las multas puedan cubrir los gastos que resulten de los daños producidos , bien sea a nivel material o por honorarios profesionales.

Los delitos causados por imprudencia, también se incluyen dentro de esta clasificación.

Por ejemplo:
Los que se producen por accidentes de coche o moto; o debido al uso de armas de fuego, incluyendo a los cazadores.

También las causadas por profesionales y las menos graves. Todas conllevando a una pena, determinada por la Ley.

 

¿En qué derecho se regula el delito de lesiones?

El delito de lesiones es jurisdicción del derecho penal, que es la rama encargada de imponer las penas y sanciones correspondientes.

Todos los crímenes y delitos, pertenecen a la parte penal y desde su estructura es que se determinan los fundamentos para ejecutar el castigo correspondiente.

La gravedad del mismo será proporcional a la gravedad del daño causado por la persona que ha infringido la ley.

A nivel penal, las consecuencias pueden conllevar al pago de multas de diferentes cantidades, dependiendo de las consecuencias de sus acciones. En otros casos, se determina el cumplimiento de una pena que implica la privación de libertad del causante del daño.

Y en casos de mayor gravedad, la sanción abarca ambas opciones, tanto un período en  la cárcel, como la paga de la correspondiente multa. 

Este se trata de uno de los delitos más comunes, debido a su naturaleza, al proteger los bienes jurídicos y la integridad de la persona.

 

¿Cuándo hay indicios de delito de lesiones?

Hay indicios de que ocurrió un delito de lesiones cuando una persona A se siente afectada por el comportamiento de una persona B.

Sin embargo, de manera general, se pueden considerar todos los daños que devenguen en mutilaciones, como parte de este renglón.

La realidad es que la gravedad del daño causado solo afectará al momento en que un juez compute la pena a pagar.

Pero esto no quiere decir que son considerados unos y otros no,  sino que todas las lesiones corresponden a un delito. 

 

¿Cuáles son los sujetos activos del delito de lesiones?

Los sujetos activos en los delitos de lesiones son aquellas personas que producen el daño sobre un afectado.

Esto incluye a los que hacen la acción en plena facultad y también a los cómplices.

Es decir, el único sujeto fuera de esta clasificación, es la persona afectada por el delito.

Por ejemplo:
Si ocurre un accidente de tránsito por no respetar las luces del semáforo, es bastante fácil comprender que el sujeto activo es quien va de conductor. Sin embargo, en el caso de un robo donde son dos delincuentes pero uno solo ejecuta el hecho mientras el otro hace función de vigilante, ambos son activos.

El primero estará directamente vinculado y el segundo fungirá como cómplice.

 

¿Y los sujetos pasivos?

Los sujetos pasivos son aquellos que han sufrido las lesiones en un hecho punible.

Puede ser cualquier persona, pues nadie está exento. Pero para ser considerado sujeto pasivo, la persona debe estar viva.

En los casos en los que el lesionado fallece,  se deja de considerar como un delito por lesión y pasa a ser un homicidio. 

su_box title=”Por ejemplo:”]En los ejemplos vistos en el apartado anterior, el sujeto pasivo del accidente de tránsito es quien haya sido golpeada por el coche.

Cuando vemos el del robo, es la persona a la que han despojado de sus posesiones.[/su_box]

 

¿Qué pena tiene un delito de lesiones?

Los tipos de pena varían, desde el pago de multas hasta la privación de la libertad, de acuerdo con la gravedad de las lesiones causadas.

El delito por lesiones puede ser considerado un delito grave.

Delitos que generan pagos de multas

Las multas son pagos obligatorios que el causante de un delito debe pagar a las instituciones del Estado o a la víctima en función del hecho cometido.

Para trabajar los casos en que este tipo de sentencia es válida, se tomarán en cuenta los siguientes aspectos:

  1. Si se ha cometido daños a la integridad física o corporal en una condición leve, la multa irá de seis a doce meses.
  2. Cuando el victimario golpea a la víctima sin generar daños físicos, se castigará con multa de uno a dos meses.

 

Delitos que generan pago de prisión

En el caso de la pena de prisión, se tomarán como causales los siguientes delitos:

  1. El daño de la integridad física o corporal, variando desde tres meses hasta tres años según la gravedad. En caso de haber utilizado armas, aumentará de dos a cinco años.
  2. Cuando se ha generado la pérdida de un órgano u otra parte del organismo que cumpla una función principal, la pena irá de seis a doce años. Si no es principal, la prisión será de tres a seis años.

Como es lógico, cada caso tendrá una estructura particular según las condiciones en que se genere.

 Todos los detalles serán considerados por el juez que lleve el caso como atenuantes o agravantes.

En todo caso, vale la pena revisar a detalle esta información que está recogida en el Código Penal, título III, artículos desde el 147 hasta el 156.

¿Qué tipos de delito de lesiones existen?

Los tipos de delitos de lesiones pueden ser por agravamiento, por lesiones a la integridad corporal o por imprudencia.

 

Lesiones por agravamiento

En este apartado se incluyen aspectos relacionados a la edad de la víctima, si se utilizó un arma para generar daño y la aplicación de ensañamiento.

Se resume dentro del artículo 148 del Código Penal que existirá delito de lesiones por agravamiento bajo las siguientes premisas:

  1. Cuando la persona afectada es vulnerable al autor del daño, ya sea por edad, dependencia económica, afectiva o por condiciones de salud.
  2. Cuando se haya ejecutado el acto con mala intención derivada del ensañamiento.
  3. Cuando se haya hecho uso de cualquier tipo de armas.

Esto quiere decir que, por ejemplo, los delitos de lesiones por violencia doméstica llevan el agravante de la dependencia afectiva entre el victimario y su víctima.

Por otro lado, si en una riña, en una discoteca se produce una pelea y uno de los involucrados utiliza un arma blanca para dañar al otro, es considerado un agravante. 

 

Lesiones contra la integridad corporal

En este caso se establecen todos aquellos daños que han generado una pérdida de partes del cuerpo de la víctima.

Estas partes pueden ser miembros inferiores o superiores, órganos e incluso el resultado de una enfermedad posterior, ya sea física o psicológica.

Aquí se valida también si los órganos o miembros  cumplen una función principal dentro del organismo o no. 

Por ejemplo:
Cortar una pierna es una lesión contra un miembro principal ya que trabaja de forma directa en la movilidad del cuerpo.

Pero, si se tratase de un dedo de un pie, se considera que no es principal y su gravedad es menor.

En ambos casos, se aplicarán penas  pero variarán en función de lo que el perpetrador deberá pagar. 

Lesiones por imprudencia

Se establecen todos los tipos de lesiones mencionados anteriormente pero que no se hayan generado con mala intención sino por imprudencia del autor.

Además, se incluyen también las de origen profesional (como en el caso de la praxis médica).

No importa si las consecuencias del daño causado duran pocos días o son permanentes, en todo caso  es preciso acudir ante las autoridades competentes, pues a cada una le corresponderá una pena. 

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest