Teléfono: +34 871 95 10 67 - Dirección: Foners, número 7, Piso 3, Puerta 303 - 07006 Palma de Mallorca info@proquoabogados.com

Juzgado de Primera Instancia: [Concepto, Competencias y Ejemplos]

Puntos importantes sobre el juzgado de primera instancia
  • El Juzgado de Primera Instancia es aquel que tiene competencia para trabajar casos que van en torno al orden civil.
  • En algunos espacios, estos se completan con el añadido de Instrucción, quedando reflejados como Juzgados de Primera Instancia e Instrucción.
  • Una de las principales diferencias que existe entre ambas modalidades viene dada por quien ejerce la autoridad.
  • En el caso del Juzgado de Primera Instancia se trata de los magistrados, mientras que en los de Instrucción son los jueces.
  • La función de un Juzgado de Primera Instancia se orienta a la resolución de cualquier tipo de conflicto que sea de carácter civil.
  • Las instancias judiciales se conciben como todos aquellos niveles que existen para que se pueda resolver un asunto mediante un tribunal.
  • La Segunda Instancia es el espacio mediante el cual un caso es reconocido por el juzgado por segunda vez.

¿Qué es el Juzgado de Primera Instancia?

El Juzgado de Primera Instancia es el que se encarga de resolver temas o conflictos civiles y que no tienen rango delictivo.

Su funcionamiento se rige por jueces de primera instancia que se encargan de trabajar, de forma muy cercana, con el acontecer social.

Su trabajo tiende a ser muy rápido y con resultados favorables para los interesados.

¿Cuál es su función?

La función de un Juzgado de Primera Instancia se orienta a la resolución de cualquier tipo de conflicto que sea de carácter civil.

En este apartado se incluyen aquellos que han sido tratados por Juzgados de Paz.

Por ejemplo:
  • Un ejemplo estaría representado por una disputa entre el dueño de un bien inmueble y su inquilino por el retraso en el alquiler.
  • También se puede suscitar en asuntos con relaciones personales, como los divorcios.

La Ley en la materia estipula que igualmente serán atendidos por este Juzgado todos los casos que no pertenezcan a cualquier otro tipo de juzgado. Es decir, que vayan orientados a su particular atención.

Además de todo lo anterior, los Juzgados de Primera Instancia están a cargo del funcionamiento de los Registros Civiles que le correspondan a su jurisdicción.

En algunos casos, los Juzgados de Primera Instancia también podrían estar a cargo de los Juzgados de Paz.

¿Qué son las instancias judiciales?

Las instancias judiciales se conciben como todos aquellos niveles que existen para que se pueda resolver un asunto mediante un tribunal.

Gracias a que esta metodología ayuda a mantener el orden del cuerpo judicial de un país, la mayoría de los sistemas judiciales constan de varias instancias.

En España se trata de dos, un homicidio con el agravante del odio.

¿Qué es la Segunda Instancia?

La Segunda Instancia es el espacio mediante el cual un caso es reconocido por el juzgado por segunda vez.

Esto quiere decir que ese caso que ya ha obtenido una sentencia, es sometido a revisión por parte de la Segunda Instancia.

Su principal función es atender los casos que buscan una apelación.

En este caso se trata de un órgano superior quien se encarga de hacer la revisión de la decisión emitida por el ente inferior. Estas decisiones son tomadas en base a lo emitido por un Juzgado de Primera Instancia.

Cuando el Juzgado es de condición Única, los casos trabajados allí  no tendrán posibilidades de ser apelados y, por ende, no hará falta utilizar la segunda instancia. 

¿Para qué sirven los recursos?

Los recursos sirven para someter a revisión una determinada sentencia.

A través de estos mecanismos se consigue que la misma sea modificada, revocada o invalidada, según aplique a la condición específica.

Para que se lleven a cabo como debe ser,  los recursos constan de distintas partes a saber: 

  1. La resolución: se refiere al resultado generado por el juicio anterior y que es lo que se pretende modificar.
  2. El recurrente: es la persona que ha sido afectada por la resolución anterior y que busca la manera de que el veredicto aplicado cambie a su favor.
  3. El juez que ha emitido la sentencia.
  4. El juez que conoce que el recurso está siendo introducido.
  5. La nueva resolución: a través de esta se emite el condicionante que permite confirmar, invalidar, modificar o revocar la primera resolución.

Para entender lo anterior, veamos el siguiente ejemplo:

Una pareja se encuentra en proceso de divorcio y disponen de cierta cantidad de bienes donde ambos desean su mayoría.

Sin embargo, debido a que la mujer queda con la custodia de los hijos, el juzgado emite sentencia para que la casa principal y un coche queden a su disposición.

Si suponemos que esa casa principal es la más valiosa frente a otros inmuebles que posean, es lógico que el hombre busque apelar esa decisión.

La idea para él sería que el recurso introducido facilite que la mujer y los hijos queden viviendo en una casa más pequeña o un piso y la más grande sea vendida.

De esta manera ambos dispondrán de la cuota que les corresponde por haber cursado con su separación matrimonial.

La atención de casos por el Juzgado de Primera Instancia es lo más común porque es quien se encarga de recibirlos por primera vez. Además de eso, su funcionamiento es bastante apropiado para responder a todo tipo de solicitudes que realicen los ciudadanos en pro de solventar inconvenientes.

Pero cuando los resultados obtenidos tras esta modalidad no cumplen con las expectativas de quienes se ven involucrados, lo más usual es pasar a la segunda instancia. Ya en este caso, se valorará otra vez a fondo la resolución emitida en primera y todos los aspectos que guarden relación con ella.

Después de eso, se procederá a definir las condiciones que seguirán a ese caso, ya sea para mantener la sentencia o hacerle algún cambio.

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest